Tarbes. El Palacio de Justicia de Tarbes. Tribunales de cine. El testamento de Luis XVI. La prefectura de los Altos Pirineos

Tarbes es la capital del departamento francés de los Hautes-Pyrénéens (Altos Pirineos). La antigua Civitas Turba romana es sede episcopal desde el siglo VI. Ciudad medieval amurallada, capital del condado de Bigorra, con catedral construida en el siglo XI, asolada por los protestantes durante las Guerras de religión del siglo XVI, renacerá de sus cenizas durante el siglo XVII. Testigo de la Revolución francesa, del imperio napoleónico y de repúblicas es hoy una de las grandes ciudades de la región de Occitania.

Tarbes es ciudad militar, una ciudad de guarnición. Es la ciudad natal del mariscal Ferdinand Foch, comandante en jefe de los ejércitos Aliados durante la Primera Guerra Mundial. Tarbes tiene dos importantes cuarteles: Larrey y Soult. La elección de la ciudad de Tarbes para establecer en ella regimientos militares se puede explicar por razones históricas y por su emplazamiento geográfico: la distancia de Alsacia, proximidad a España y la situación entre el mar Mediterráneo y el Atlántico, además, Tarbes es la ciudad donde se fabrica desde 1870 parte del arsenal militar francés y lugar de cría de caballos destinados a los ejércitos. Pero Tarbes es también patrimonio cultural y la ciudad del tango, el baile argentino, ya que desde hace años es sede un importante concurso internacional de tango.

Realizaremos un recorrido que comienza en la plaza Mercadieu, pasando por su palacio de justicia hasta llegar a la catedral de Tarbes.

Plano turístico de Tarbes. Oficina de Turismo. Descarga en pdf

Plaza Mercadieu, la lonja y la Iglesia de Santa Teresa de Tarbes

La plaza Mercadieu es un lugar con su propia historia, es el centro comercial de Tarbes donde los jueves se instala uno de los más grandes mercados del sur de Francia. Es el lugar de encuentro donde se forjaban las relaciones comerciales entre franceses y españoles y cuya época dorada fue durante siglo XIX con el comercio de caballos y mulas.

Plaza Mercadieu. Tarbes. Siglo XIX

Destaca en la plaza Mercadieu la gran fuente de los Quatre Vallées construida hacia 1882 y cuyas figuras nos recuerdan la relación de esta región con la naturaleza de los Pirineos. Debe su nombre a que representa los ríos de agua que descienden de las montañas por los valles y sus alegorias. Podemos ver la representación de los ríos La Neste, Le Bastan y le Gave y los valles de Aure, D´Argeles, Tarbes y Bagneres. Con el nombre Quatre Vallées también se conoce una región de valles pirenaicos de este departamento y cuya capital histórica fue la ciudad de Arreau. Esa región de valles del Pirineo fue denominada así hasta 1790 fecha en que, durante la Revolución francesa, se produjo la reorganización administrativa de Francia en departamentos, siendo los 4 valles más Nébouzan unidos a la Bigorra e incorporados al recién creado departamento de Altos Pirineos, cuya capital es la ciudad donde nos encontramos. Por cierto, desde 1964 está hermanada con otra capital de provincia española: la ciudad de Huesca.

Fuente des Quatre Vallées

En la Plaza Mercadieu veremos el edificio de la lonja o Halle Mercadieu de estilo Baltard construido hacia 1883.

Halle Mercadieu de Tarbes 1883

Pero esta plaza tiene sus orígenes en tiempos más lejanos. Hacia 1282 los monjes carmelitas colonizaron esta zona creando un convento del que poco queda hoy. Esta plaza se encontraba fuera de los muros de la ciudad que en la Edad Media se dividía en seis Bourgs amurallados existiendo el Bourg de Sede o Catedral, el Bourg Neuf y Bourg Vieux. El convento fue convertido durante la Revolución en almacén de forraje y hoy es la iglesia de Santa Teresa junto a la plaza Mercadieu. La actual iglesia, levantada de sus ruinas, se convertirá en la parroquia de Santa Teresa en 1841. El único testigo de aquel convento es la torre del siglo XV. El resto del barrio hacia 1791 era el lugar de la ciudad donde estaban instalados la mayoría de artesanos de la ciudad.

Pero esta plaza también se usó al modo que en París se utilizó la Plaza de Grève (hoy plaza del Ayuntamiento). Aquí es donde la picota primero, y la guillotina después, estaban instaladas, siendo realizada en Tarbes la última ejecución pública en 1878, que no la última ejecución. La pena de muerte estuvo vigente en Francia hasta 1981 que fue abolida por Ley de 9 de octubre de 1981.

Continuamos por la calle junto a la torre de la iglesia de Santa Teresa llamada Rue Maréchal Foch, es una calle que cruza la ciudad, repleta de tiendas y negocios, que nos llevará a la plaza del ayuntamiento pero antes de llegar ya se oyen canciones de tango por la calle.

Plaza del Ayuntamiento de Tarbes y el monumento a Danton

El imponente edificio del Ayuntamiento de Tarbes, l’hôtel de ville, fue construido a principios del siglo XX. Inaugurado en 1906, es de estilo neorrenacentista. Es un edificio que proclama los valores e ideales de la Tercera República francesa. En la fachada principal leemos: Libertad, Igualdad, Fraternidad, Concordia y Trabajo. Unión en la fachada este y Paz en la fachada oeste. La Tercera república francesa estuvo en vigor desde 1870 a 1940.

Estatua de Danton y el Ayuntamiento de Tarbes

Desde 1789 hasta 1870 Francia experimentó en ochenta años, siete regímenes políticos distintos: tres monarquías constitucionales, dos repúblicas efímeras y dos imperios.

La Tercera República francesa fue proclamada el 4 de septiembre de 1870, tras la captura del emperador Napoleón III en Sedan. Fue un Régimen vacilante en sus comienzos, marcado por la derrota contra Prusia y luego por la semana sangrienta de la Comuna de París, sin embargo, fue el crisol de grandes reformas: libertad de prensa (1881), leyes de Jules Ferry (1811-1882) que establecían en Francia el sistema de enseñanza pública laica, obligatoria y gratuita, legalización de sindicatos (1884) y asociaciones (1901), separación de Iglesia y Estado (1905). Es la época del constante antagonismo con Alemania, que finalmente estalló durante la Primera Guerra Mundial.

El edificio del ayuntamiento de Tarbes con sus tejados inclinados de pizarra, los frontones que coronan sus ventanas y el campanario con reloj este edificio simboliza el poder comunal y se compara al de las iglesias como el lugar sagrado del pueblo. En el interior existe un memorial a los fallecidos en las batallas francesas y pinturas relativas a la historia de la ciudad.


El ayuntamiento se encuentra en el lugar de la que fue la antigua fortaleza del castillo de los condes de Bigorre del siglo XIV y el antiguo ayuntamiento, Castelnau Hotel del siglo XVIII, ambos desaparecidos. Este emplazamiento era el antiguo Bourg Vieux, el distrito de autoridades señoriales y municipales con el ayuntamiento, el castillo del condado y la iglesia parroquial dedicada a San Juan Bautista. El desaparecido castillo de los condes era la prisión de la ciudad. Desde siglo XVI fue usado como sede judicial y cárcel. Fue derribado en 1899 cuando la nueva prisión de la rue Eugène- Ténot fue inaugurada, prisión en forma de “Y” siguiendo el diseño de arquitectura panóptica y que sigue en uso.

Danton

Junto al Ayuntamiento fue construida en esa misma época, en recuerdo de la herencia revolucionaria, una estatua de Danton, titulada “1792” del escultor Edmond Desca.

George Jacques Danton fue uno de los principales lideres de la Revolución francesa. Abogado y gran orador, nacido en Arcis-sur-Aube , 26 de octubre de 1759, fue fundador del club de los Corderliers o Sociedad de los Amigos de los Derechos del Hombre y del Ciudadano, fuerza política de corte republicano que Danton encabezó junto a Marat y fue una de las principales abanderadas en el derrocamiento de la monarquía y el establecimiento de la Primera República Francesa (21 de septiembre de 1792) tras el fracasado intento de huida del rey Luis XVI y la masacre de los Campos de Marte. Más tarde, Danton se convirtió en el primer presidente del Comité de Seguridad Pública, pero su creciente moderación y eventual oposición al Reino del Terror encabezado por Robespierre lo llevó a ser enjuiciado por los tribunales revolucionarios creados por él, siendo ejecutado en la guillotina el 5 de abril de 1794 en la Plaza de la Revolución (actual Plaza de la Concordia) de París, junto a otros compañeros como Camille Desmoulins.

Denigrado durante la primera mitad del siglo XIX, Danton fue rehabilitado bajo el Segundo Imperio y consagrado como héroe bajo la Tercera República. Se le atribuye en su contra las acusaciones que le llevaron a la muerte sobre posibles casos de corrupción y su enriquecimiento. Si bien, destacó su amor a la nación francesa y a la Revolución, siendo un hombre cercano al pueblo, generoso, grandísimo orador, incluso, de maneras rudas y apasionadas.

Juicio y ejecución de Danton, escena de la película “Historia de una revolución” estrenada en 1989 con motivo del Bicentanerio de la Revolución


A la izquierda del ayuntamiento, por la calle peatonal llamada rue Brauhauban, continuamos para llegar a la iglesia de Saint-Jean Baptiste de estilo gótico tardío, data del siglo XV, y la torre campanario del siglo XVII. El porche neogótico de la fachada norte es del siglo XIX.

Tras volver a la rue Brauhauban, continuamos hasta llegar al Palacio de Justicia de Tarbes

El Palacio de Justicia de Tarbes. Tribunales de cine

El Palacio de Justicia de Tarbes fue construido en 1853 y es obra del arquitecto Louis-Jules Bouchot  (1817 -1907) responsable, entre otras, de la construcción de las estaciones de tren de Niza y Milán.

El diseño del edificio está inspirado en el mundo clásico y junto a la entrada principal del palacio se colocaron dos grandes estatuas que representaban la Fuerza y la Justicia, si bien, desafortunadamente, durante una remodelación en 1960 fueron eliminadas para realizar dos entradas laterales al edificio. En el interior están los modelos utilizados para realización de las esculturas y los restos de una de ella. En este enlace podéis conocer más sobre estas desaparecidas esculturas.

En el lateral del edificio podemos encontrar los bustos de dos figuras relevantes en la historia jurídica. Se trata de:

Jean Domat (1625-1696); Nacido en Clermont-Ferrand, fue jurisconsulto. Uno de los más importantes juristas franceses del siglo XVII.  El Código Napoleón se inspiró en parte de sus ideas jurídicas y su enfoque ético dio como resultado el predominio de la autonomía individual y la protección de la persona en el Derecho europeo, además, se le debe la incorporación de los conceptos civiles de culpa, daño y responsabilidad. Según Domat, las leyes y costumbres son el reflejo y el resultado legal de los acontecimientos políticos y toda la historia del derecho encuentra su razón en la historia misma. Su obra más relevante es Leyes civiles en su orden natural.

Domat

Guillaume de Malesherbes (1721-1794); Nacido en París perteneciente a una familia noble y de profesiones jurídicas, realizó estudios de Derecho siendo nombrado por su padre Presidente de la Cour des Aides y Director de Librairie, cargo que implicaba la supervisión de toda la censura francesa, de modo que protegió de forma muy activa a los hombres de la Encyclopédie, que llegaron a decir de él que sin su ayuda la Encyclopédie probablemente nunca se hubiera publicado. En 1792, en plena Revolución Francesa, fue el abogado defensor del monarca Luis XVI, que había sido detenido tras el asalto al Palacio de las Tullerías y estaba siendo juzgado por traición a la patria. Al año siguiente, después de la ejecución de Luis XVI, el mismo Malesherbes fue arrestado y, tras ser declarado antirrevolucionario, fue ejecutado en la guillotina el 23 de abril de 1794.

Malesherbes

Actualmente en el Palacio de Justicia de Tarbes se juzgan asuntos civiles y penales en primera instancia como Tribunal judiciarie, incluidos juicios penales con jurado (Cour d’assises), correspondiendo conocer en apelación a la cour d’appel de la ciudad de Pau cuya jurisdicción se extiende en los departamentos de las Landas, los Pirineos Atlánticos y Altos Pirineos. En el enlace podéis conocer más sobre el sistema judicial francés.

Palacio de Justicia de Tarbes Cour d’assises. Foto: Colegio de Abogados de Tarbes.

Estos centenarios tribunales han sido testigos de la justicia durante el siglo XIX y XX. Algunos asuntos aquí juzgados fueron noticias mediáticas como el cuádruple asesinato de Créchets en 1944, hechos cometidos por tres prófugos españoles o el juicio de uno de los herederos a la corona de Francia por el intento de robo de obras de arte en 1981 o el crimen de Arreau de los años 50 donde una pareja de amantes en un contexto de alcohol y la obtención de dinero, mataron a un anciano con el que residían e intentaron deshacerse del cuerpo hirviéndolo en una lessiveuse, lavadora de leña. Fueron sentenciados a trabajos forzados de por vida en diciembre de 1954 tras un juicio donde se libraron de la ejecución en la guillotina por la hábil defensa de su letrado ante el jurado, René Edmond Floriot uno de los abogados criminalistas más famosos de Francia del siglo XX defensor de Magda Fontanges  en 1937, la ex amante de Mussolini, quien disparó al embajador Charles de Chambrun. De Otto Abetz embajador alemán en París, de Marcel Petiot médico asesino en serie, de Martin Fabiani, comerciante de arte parisino involucrado en la recepción de obras de arte robadas durante la Segunda Guerra Mundial. Defendió también a Onassis, a Pierre Jaccoud, a Moise Tshombe.

Abogado Floriot: “¿Cómo? ¿ acaso mi cliente fue internado en un manicomio porque había robado un libro de una librería? Hoy se le acusa de haber asesinado a 27 personas, ¿lo tenemos como un hombre normal y sano? ¿Alguien ha tratado de averiguar si no hay ningún problema en su familia? ¿No ha encontrado en su hermana signos de locura?

Médico psiquiatra : – … Los familiares de Petiot tienen un equilibrio mental perfecto, su hermana está como los demás.

Abogado Floriot : – Lo siento, pero mi cliente no tiene hermana … “ 

(juicio de Petiot, abril de 1946)

Buena parte de estos juicios e historias de Bigorra han sido recogidos por un abogado emérito de Tarbes, Jean-François Fourcade, en varios libros para dar a conocer la importancia de estos tribunales, su función y el papel de las partes en la resolución del asunto. «Crimes en Bigorre et petits délits en Haut-Adour», de Jean-François Fourcade, Éditions pyrénéennes

Palacio de Justicia de Tarbes Cour d’assises. Foto: Colegio de Abogados de Tarbes.

Tribunales de cine

Pero en Francia los tribunales no solo sirven para impartir justicia. El Ministerio de Justicia francés como política de promoción de sus lugares judiciales, ricos en un patrimonio excepcional, incluidos establecimientos penitenciarios, permite e incentiva que estos lugares puedan ser solicitados para realizar grabaciones y filmaciones ficticias de cine, televisión, publicidad, videoclips, etc.

Si bien, el uso de los locales de los tribunales como servicio de la administración está sujeto a autorización y pago del precio establecido. Desde 2009 el Ministerio de Justicia ha implementado un cronograma detallado de precios aplicable en todo el territorio nacional francés, pero el uso para realizar grabaciones debe amoldarse siempre a la agenda judicial de cada tribunal.

Las solicitudes de filmación dentro de los tribunales están centralizadas por el departamento de comunicaciones de la Dirección de Servicios Judiciales del Ministerio de Justicia y dichas solicitudes deben adjuntar los siguientes documentos:

  • Nota de intenciones del director
  • Sinopsis de la filmación
  • Escenario necesario

Los precios están fijados por Decreto de 22 de noviembre de 2012 relativo a la remuneración por la puesta a disposición de sitios, edificios, espacios o terrenos de la dirección de los servicios judiciales con fines de rodajes audiovisuales y cinematográficos o tomas fotográficas. Así, por ejemplo, un largometraje o clip de publicidad puede costar, dependiendo de la localización del tribunal y espacios necesarios por un día de rodaje de 8 am a 20 pm de 2.000 a 9.000 euros/día si es en Paris y si es fuera 1.600 a 6.000 euros/día.

https://locations.filmfrance.net/

Anuncios

Dejamos los Juzgados para llegar a la céntrica y moderna plaza de Verdun con su fuente en forma de campana. Desde esta plaza y antes de llegar a la catedral podemos ver el Instituto Lycée Théophile-Gautier con fachadas antiguas del siglo XVIII y XIX. El liceo acoge a más de un millar de alumnos. Lleva ese nombre en honor al famoso escritor nacido en Tarbes Pierre Jules Théophile Gautier (1811-1872). Muy cerca encontraremos la casa natal del Mariscal Foch ejemplo de la arquitectura urbana de Bigorra que contiene un museo sobre la biografía del militar de Tarbes.

La Catedral de Tarbes. Notre-Dame de la Sède. El Testamento de Luis XVI

La catedral de Tarbes se encuentra en el distrito de Sède, el más antiguo de la ciudad, cuyos orígenes se remontan a la época romana. En el lugar de un templo galo-romano, varias construcciones fueron sucediéndose hasta ser realizada en el siglo XII la catedral de estilo románico que será ampliada durante varios siglos. Es el último testimonio de la ciudad medieval de Tarbes. Es una catedral pequeña y modesta. Junto a ella se edificaron un palacio episcopal y un hospital.

Su planta consta de una sola nave, un crucero abierto en tres ábsides. En el siglo XIII, se construyeron las partes reservadas para la vida canónica: la sala capitular y el claustro. En el siglo XV se construyeron las capillas de Saint-Jacques y Saint-Louis.

Pincha sobre la imagen para descargar una pequeña guía en francés de la Catedral. Drac Occitania

Durante la época de las guerras de religión francesas del siglo XVI, la catedral y la ciudad de Tarbes, en general, sufrieron grandes daños. Desde el siglo XIV, debido a los constantes conflictos, la catedral fue parcialmente fortificada datando el campanario octogonal de ese período. A partir del siglo XVII, el edificio será restaurado lentamente, donde destaca el baldaquino barroco de seis columnas de mármol rojo.

La catedral de Tarbes no sufrió graves daños durante la Revolución y ya en el siglo XIX, por voluntad del Consejo General, se erigió un monumento a la memoria de Luis XVI en la capilla de Saint-Louis. Desde 1912 la diócesis pasó a denominarse de Tarbes y Lourdes. Está clasificada como monumento histórico desde el 30 de octubre de 1906.

Testamento de Luis XVI

En la capilla de San Luis encontramos un monumento a la memoria del rey Luis XVI. El motivo elegido es la inscripción de su testamento en letras de oro en un mural de tres metros. Es el testamento escrito en la prisión por el rey antes de su muerte, el texto es muy personal y moral. Luis XVI fue el rey de Francia que vivió la caída del Antiguo Régimen durante la Revolución francesa entre las demandas de reformas de los revolucionarios y conservación de los privilegios de las clases nobles y clero. Tras el intento de fuga con su familia, al no estar conforme con las reformas que se venían produciendo en la Francia revolucionaria, la Convención Nacional ordenó su arresto y el de su familia en la torre del temple y decidió juzgarlo por traición. Fue condenado a muerte y ejecutada la sentencia el 21 de enero de 1793 en la guillotina. Después sería su mujer. Sus hijos no corrieron mejor suerte.

Este testamento es distinto y no debemos confundirlo con su testamento político conocido como la Declaración a todos los franceses, cuyo manuscrito fue reproducido en los Archivos parlamentarios publicados bajo el Segundo Imperio y luego desapareció hasta el 2009, cuando gracias al coleccionista francés Gerard Lheritier fue redescubierto en una colección en Estados Unidos. Este texto fue redactado con el fin de justificar su huida de París en junio de 1791 y consta de 16 páginas.

El monumento en el interior de la catedral fue realizado durante el periodo conocido como la Restauración en julio de 1816 y fue diseñado por el arquitecto Debret. En cualquier caso, recomendamos la lectura del testamento del rey para comprender mejor la época y las ideas. Podéis leerlo completo en este enlace pdf en español

Antiguo Palacio espiscopal sede de la prefectura del departamento de Altos Pirineos en Tarbes

Junto a la catedral de Tarbes está el palacio episcopal. Desde 1800, la prefectura del departamento de los Altos Pirineos se encuentra en este antiguo palacio de los obispos de Tarbes. En Hôtel de la préfecture de Tarbes, están ubicadas las oficinas de la prefectura reconstruidas y ampliadas desde 1850 ocupan una buena parte del sitio del antiguo claustro de la catedral vecina.

Pero, ¿Qué es una prefectura (préfecture)?

Es el órgano de gobierno del departamento en Francia. La división de Francia en departamentos se produjo durante la Revolución francesa previa propuesta de la comisión Thouret mediante la ley del 26 de febrero de 1790 que estableció su número exacto y sus límites, creando 83 departamentos en Francia. En la actualidad esta división se mantiene y son 101 departamentos, que a su vez se dividen en distritos (en francés arrondissements), a su vez divididos en cantons y a su vez organizados en municipios o comunas. Bertrand Barère, en la Asamblea General, nacido en Tarbes, fue quien propuso la creación de los Altos Pirineos agrandando la provincia de la Bigorre.

Departamentos y regiones en Francia desde la reforma 2016

Toda prefectura tiene su ciudad capital Chef Lieu y toda prefectura tiene un prefecto representante administrativo del Estado en el departamento que dirige su arrodissement. Igualmente, pueden existir subperfectos para el gobierno de otros distritos o arrodissement dentro del departamento.

El prefecto es una institución típicamente francesa creada por Napoleón. Tras la Revolución francesa surge la figura de un comisario representante del gobierno en los departamentos, pero Napoleón Bonaparte crea el puesto de prefecto en el año 1800. Hasta mediados del siglo XIX el prefecto mantiene los poderes del Estado de manera absoluta, a pesar de la existencia de una asamblea departamental, el consejo general, cuyas facultades estaban bastante limitadas y su ejercicio depende de la aprobación del prefecto. Durante el siglo XX  el consejo general vuelve a recibir más competencias, entre ellas la posibilidad de votar un presupuesto y de recaudar impuestos. Últimamente, mediante distintas reformas legislativas de descentralización se han ido atribuyendo más competencias a los gobiernos de los departamentos. El prefecto se encarga de hacer cumplir las normas, realiza funciones de mediación en conflictos o tramita solicitudes como visados, identificaciones, pasaportes … http://www.hautes-pyrenees.gouv.fr/

Antes de la Revolución, el palacio episcopal fue el castillo de los obispos de Tarbes desde el año 1056. El conjunto estaba rodeado por murallas que fueron destruidas por los ejércitos protestantes durante las Guerras de religión. La principal restauración tras las guerras comenzó en 1649 y terminó alrededor de 1675 otorgándole un aspecto más palaciego y residencial junto a la catedral, siguiendo otras reformas a mediados del siglo XVIII, especialmente alrededor de 1740. Cuartel militar durante la Revolución, el edificio fue completamente saqueado. Este conjunto constituía, con algunas casas privadas, un islote que era, de hecho, una especie de pequeña ciudad en el corazón histórico de Tarbes.

Después de la incautación de bienes eclesiásticos por la ley del 24 de noviembre de 1789, el Estado hizo del Palacio Episcopal de Tarbes la sede de la administración departamental, siendo instalada la Prefectura en el año 1.800 por orden de Napoleón. Por cierto, Napoleón describió a Tarbes como “una calle sin ciudad, un puente sin río, un altar sin iglesia”.

Panorámica de Tarbes en el siglo XIX

Museos en Tarbes

Museo de la Deportación y la Resistencia de la ciudad de Tarbes

El Museo de la Deportación y la Resistencia de la ciudad de Tarbes se encuentra en una antigua escuela. Expone la historia de la resistencia local de la región durante la Segunda Guerra Mundial frente a la ocupación alemana y cuyos protagonistas fueron los prisioneros de guerra, los combatientes de la resistencia, fugitivos, deportados, el regimiento de Bigorre o contrabandistas de los Pirineos. El museo permite comprender las redes de resistencia de los Altos Pirineos. La visita al Museo se realiza en etapas cronológicas: La conflagración de Europa: 1933-1942, Resistencia y represión, Deportación: de la opresión a la liberación (19-20 de agosto de 1944: liberación de Tarbes) y el fin de la Guerra. A la ciudad de Tarbes se otorgó la cruz de guerra. Web del Museo.

Museo Massey y Jardines. El claustro de la abadía de San Sever de Rustan.

El Museo Massey se encuentra dentro de un gran jardín inglés en la antigua casa de Placide Massey (1777-1753) el gran benefactor de la ciudad de Tarbes, fue el encargado de jardines reales como Versalles. Adquirió los terrenos donde hoy está este jardín y construyó su casa, el edificio de estilo oriental con una torre de observación hacia los Pirineos. A su muerte donó todos sus bienes a la ciudad de Tarbes.

Museo Massey  posee dos exposiciones para su visita: la colección internacional de húsares y la colección Beaux-arts

Los húsares (del húngaro Huszár) constituían una unidad de caballería ligera originada en Hungría y que fue adoptada por casi todos los países europeos. La exposición descubre la historia de los húsares desde 1545 hasta 1945. Más de ciento cincuenta modelos y bustos, seiscientas armas y cien pinturas cuentan la agitada historia de los húsares de treinta países diferentes.

En Francia, su origen se debe al cardenal de Richelieu quien sugirió al rey Luis XIII su creación en 1635, luego, bajo Luis XIV, se creó un regimiento de húsares, con 500 jinetes y cuyo mando se confió al barón Corneberg.

La colección Beaux-Arts ofrece una selección de las obras de arte importantes de la escuela italiana, de las escuelas holandesas y flamencas de los siglos XVI y XVII, así como escuelas francesas de los siglos XVIII y XIX. 

https://www.musee-massey.com/

Para nuestra sorpresa, en el jardín de Massey está instalado el claustro del siglo XV de la abadía de San Sever de Rustan. Este claustro fue comprado en 1890 por la ciudad de Tarbes a la abadía de San Sever de Rustan que no podía restaurarlo y apunto estuvo de ser vendido a Estados Unidos pero a propuesta de la sociedad académica de los Pirineos la ciudad de Tarbes lo adquirió por 4000 francos.

Las Haras de Tarbes

Las ganaderías nacionales (Haras nationaux) son desde 1665 la institución pública francesa dedicada a la cría de caballos. Constituyen una de las administraciones francesas más antiguas ya que sus orígenes se remontan a las granjas reales creadas por Colbert. Eliminadas durante la Revolución francesa, fueron restablecidas por Napoleón. En 1999, las Haras Nationaux adquirieron el estatus de establecimiento administrativo público y en 2010 se formó el Instituto Francés del Caballo y de la Equitación.

Las Haras Nationaux con varias sedes en el territorio francés están establecidas en edificios estatales, construidos o restaurados con establos para acomodar sementales de cría y equipos ecuestres. El más antiguo y conocido es el Haras national du Pin, construido por orden de Luis XIV. En Tarbes se creó un Haras en un sitio histórico con edificios de estilo imperio creado por Napoleón en 1806, siendo visitable gran parte de sus instalaciones.

Dormir y comer en Tarbes:

Más Información y fuentes:

http://www.tarbes-tourisme.fr/

http://www.tarbes.fr/

http://www.loucrup65.fr/

Colegio de Abogados de Tarbes

Petite histoire de Tarbes. Jean-François Soulet

Testamento de Luis XVI

Libros recomendados:

Crimes en Bigorre et petits délits en Haut-Adour, de Jean-François Fourcade, Éditions pyrénéennes.