Los años de la peste negra en San Francisco: salud pública, racismo y política

Será en 1900 cuando la peste negra, la temida plaga que asoló Europa y Asia, llegue a la ciudad de San Francisco. Allí, los políticos obstinados y los agentes del poder, preocupados más por el comercio que por la salud pública, intentaron esconder la existencia de la enfermedad.

Este fue el primer brote de peste identificado en todos los Estados Unidos continentales e iluminó los principales problemas que encontraron los organismos de salud pública en aquel momento: corrupción e intrigas políticas, discriminación racial y disputas científicas. Hace 120 años de aquella peste, hoy se repite en todo el mundo una nueva plaga, el CoronavirusCovid-19, que el actual presidente de los EEUU, Donald Trump califica de virus chino o el presidente de Brasil, Bolsonaro, llama histeria que busca paralizar la economía de su país, ¿qué se aprendió de los errores del pasado?.

En el siglo XIX, comenzó desde Asía la que ha sido conocida como tercera pandemia de la peste. China, Hong Kong e India sufrieron episodios devastadores de peste bubónica, enfermedad que fue extendiéndose de puerto a puerto. En 1894, la plaga golpeó a Hong Kong, una importante escala comercial entre China y los Estados Unidos. 

En Hong Kong fue donde el bacilo de la peste fue asilado e identificado por Alexandre Yersin en tal año, de ahí que hoy se conozca la enterobacteria de la peste como Yersinia pestis

Los médicos conocían que la aparición de ratas muertas siempre habían sido una señal de la llegada de la peste bubónica pero desconocían el mecanismo de trasmisión a los humanos a través de las pulgas.

En diciembre de 1899 se desata la epidemia en la ciudad de Honolulu, en el recién incorporado territorio estadounidense de Hawái, donde intentaran detenerla mediante la quema de zonas infectadas provocando protestas, la comunidad china residente en la isla será considerada culpable y portadora de la enfermedad.

La peste en Honolulu febrero de 1900

Estados Unidos comienza a poner en cuarentena los barcos antes de desembarcar en los puertos de su territorio. En esta atmósfera de grave peligro, el doctor Joseph J. Kinyoun, uno de los funcionarios de salud pública enviado por su jefe, Walter Wyman, desde New York a San Francisco, se encargará del servicio federal del Marine Hospital Service y posibles cuarentenas. Joseph Kinyoun era un experimentado médico y había trabajado en los laboratorios europeos de Robert Koch y Louis Pasteur.

En enero de 1900, el barco de vapor SS Australia fondeó en el puerto de San Francisco. El barco navegaba entre Honolulu y San Francisco regularmente, y sus pasajeros y tripulación fueron declarados limpiosLa carga de Honolulu, descargada en un muelle cerca del desagüe de las alcantarillas de Chinatown, pudo permitir que las ratas portadoras de la peste abandonaran el barco y transmitieran la enfermedad. La peste bubónica pronto se estableció en el gueto chino.

Joss House, Chinatown, San Francisco; Genthe, Arnold, entre 1896 – 1906

Racismo y discriminación a la población china en EEUU

Al igual que muchos otros inmigrantes, los chinos fueron atraídos a los Estados Unidos, inicialmente, para participar en la conocida Fiebre del oro de California de 1849, luego pasaron a la construcción de ferrocarriles, a la agricultura y al comercio en las ciudades. Un tratado de 1868, el llamado  Tratado de Burlingame, amplió el comercio y la migración entre los Estados Unidos y China. 

Inmigrantes chinos representados como jabalíes asolan un campo de cultivos mientras el Tío Sam y Columbia observan. 1880. “Devastation” 2 October 1880. George Frederick Keller, The San Francisco Illustrated Wasp

Los inmigrantes chinos en los Estados Unidos fueron recibidos con desconfianza, resentimiento y discriminación desde el primer momento de su llegada. Muchos políticos argumentaron que los chinos representaban una amenaza para los principios e instituciones del país y nunca podrían asimilarse a la cultura estadounidense, al traer con ellos la inmoralidad, el opio y enfermedades propias.

En este clima de sentimiento popular anti-chino, el Congreso de EEUU en 1882 promulgó la Ley de Exclusión China (Chinese Exclusion Act), que puso límites a la inmigración china hacia los Estados Unidos. La ley suspendió la inmigración de trabajadores chinos por un periodo de 10 años. Ley que fue enmendada varias veces, por la Ley Scott de 1888  y la Ley Geary de 1892. A los chinos que ya estaban en los EE. UU. no se les permitió reagrupación familiar alguna, se impedía la adquisición de nacionalidad, la falta de documentación oficial suponía la inmediata deportación, si retornaban a China podían no volver jamás. Finalmente, tras la plaga de peste de San Francisco, fue acordada la extensión permanente de la Ley de Exclusión de China de 1882 hasta que fue derogada por la Ley Magnuson el 17 de diciembre de 1943, que permitía la entrada de 105 chinos por año.

San Francisco en 1900 era una ciudad sucia y superpoblada. Durante el siglo XIX los inmigrantes chinos formaban el 90% de la fuerza laboral que construía el ferrocarril transcontinental. En 1880, alrededor del 16% de la población de San Francisco era de origen chino. Chinatown se convirtió en el distrito más congestionado y empobrecido de San Francisco. En marzo de 1900, la primera víctima sospechosa de peste murió en este barrio, era de origen chino.

 Tío Sam echa al chino, publicidad de 1886 refiriéndose tanto a la Ley de Exclusión China de 1882 como a la “Lavadora Mágica”. El propósito real del póster era promover la “lavadora mágica George Dee”, que los fabricantes de la máquina esperaban que desplazara a las lavanderías chinas.

El paciente cero y la cuarentena de Chinatown

Un chino-estadounidense llamado Wong Chut King se convirtió en la primera víctima oficial de la peste en California. Era el 6 de marzo de 1900. El hombre de 41 años, nacido en China y residente en San Francisco desde hacia 16 años, era el propietario de un aserradero, vivía en un lúgubre e insalubre sótano del Globe Hotel en Chinatown. Tras ser examinado el cadáver por agentes de policía científica se le indica al departamento de salud de la ciudad que podría tratarse de un caso de peste. Se envían a analizar muestras al Dr. Kinyoun y, mientras, deciden el 7 de marzo de 1900 poner en cuarentena a todo el barrio de Chinatown, sin previo aviso a los residentes.

Chinatown fue rodeado por policías que impidieron la salida o el acceso a cualquier persona que no fuera blanca. Aproximadamente unas 25000 personas del barrio. El cónsul general chino Ho Yow y las asociaciones chinas consideraban que la cuarentena se basaba en suposiciones falsas y era discriminatoria contra la población china, anunciando acciones legales contra los promotores de la medida.

Plano del barrio de Chinatown en la ciudad de San Francisco hacia 1885

El alcalde de San Francisco, James D. Phelan, estaba a favor de mantener a los residentes chinos separados de los angloamericanos, alegando que los chino-estadounidenses eran “una amenaza constante para la salud pública”. Sin embargo, la Junta de Salud levantó la cuarentena el 9 de marzo después de haber estado en vigencia dos días ante la falta de confirmación de la peste y las airadas protestas.

El 13 de marzo, el laboratorio del doctor Joseph J. Kinyoun, confirma definitivamente existencia de la enfermedad tras diversas pruebas en animales.

Sin volver a restaurar la cuarentena total del barrio, aumentaron, a medida que crecían los casos de peste, los esfuerzos de control, las inspecciones y tratamientos de casa en casa. La junta de salud local comienza a desinfectar zonas en Chinatown, incluso, utilizando la violencia física. Las autoridades sanitarias para mantener el control de la propagación de la peste propusieron cuarentenas selectivas, la inoculación con una vacuna aún experimental desarrollada por el bacteriólogo ruso Waldemar Haffkine y prohibió la salida del estado a los chinos sin la previa aprobación por la inspección de salud.

El 16 de mayo de 1900, con 11 casos de peste de Chinatown ya confirmados y con muchos más casos sospechosos, Kinyoun, por instrucción de Wyman y con el apoyo de la junta de salud local, declaró la epidemia de peste.

La comunidad china, enojada y bajo el terror de las cuarentenas y limitaciones de libertades, reaccionó escondiendo a los que estaban enfermos. También, muchos residentes chinos creyendo que pronto se implementaría una segunda cuarentena más severa huyeron de Chinatown.

Acciones legales de la comunidad china contra las actuaciones sanitarias

La Asociación China Benevolente Consolidada, también conocida como las Seis Compañías, contrató a la firma de abogados Reddy, Campbell y Metson que el 28 de mayo de 1900 consiguió del Tribunal de Circuito de los Estados Unidos del estado de California, en el asunto Wong Wai vs Williamson, la emisión de una orden judicial prohibiendo a la junta de salud de la ciudad, al condado de San Francisco, y al Dr federal J.J Kinyoun, la posibilidad de inocular vacuna alguna al demandante y otros residentes chinos de esta ciudad contra su voluntad; igualmente, a los responsables de salud se les prohibía encarcelar, restringir o limitar al demandante, o cualquiera de los residentes chinos de esta ciudad y condado, dentro de los límites de la misma; y de interferir o restringir de otro modo al demandante, o cualquiera de dichos residentes chinos, en el ejercicio de su libertad personal para pasar libremente de dicha ciudad y condado de San Francisco a otras partes del estado de California.

Wong Wai era un comerciante chino y Williamson el jefe de la junta local de salud. Los abogados basaron su acción en la existencia de una violación de su libertad personal ya que a los chinos estadounidenses se les negaba “igual protección bajo la ley”, configurada en la Constitución de los EEUU en la conocida decimocuarta Enmienda, que establece que “ningún Estado de los Estados Unidos podrá… negar a persona alguna dentro de su jurisdicción la protección igualitaria de derechos.”

Caricatura del Dr. Kinyoun delante del juez. The San Francisco Call (19 de junio de 1900). Kinyoun empapado de sudor se encoge ante el juez Morrow, con un conejillo de indias, una rata y un mono cerca. Estos animales, fue con los que el dr. Kinyoun usó para aislar la peste

Dos problemas sobre la salud pública se plantearon al tribunal: la vacunación obligatoria y la cuarentena involuntaria.

El Tribunal Supremo de EEUU, en lo que se refiere a la vacunación obligatoria dictaminó solo unos años más tarde, en el caso de 1905 Jacobson v. Massachusetts, que la vacunación obligatoria en sí misma no constituía una violación inaceptable de la autonomía individual, debido al interés legítimo del gobierno en proteger la salud pública. En este caso, el juez determinó que la inoculación de la vacuna de la peste bubónica como condición para poder abandonar la ciudad no procedía pues estaba audazmente dirigida contra la raza asiática sin un claro respaldo de eficacia.

Sin embargo, para la población china y los agentes políticos y económicos la cuarentena constituía una amenaza mucho más preocupante que la vacunación. La junta de salud de San Francisco necesitaba demostrar por qué era necesario poner en cuarentena a las personas de ascendencia china, y SOLO a ellos. La cuarentena es una estrategia esencial de salud pública, pero solo es aceptable cuando el gobierno puede demostrar la necesidad y aplicarla de una manera que cumpla con los objetivos de salud pública sin infringir innecesariamente la libertad individual.

El juez federal William W. Morrow falló el 3 de julio de 1900, extrañamente, a favor de los chinos, en gran parte porque la defensa del Estado de California no pudo demostrar que la población china fuera más susceptible a la peste que los angloamericanos. El fallo requería que las mismas restricciones, si las hubiera, se aplicaran a todos sin importar su grupo étnico. La decisión sentó un precedente al establecer límites a las autoridades de salud pública que buscan aislar a las poblaciones enfermas mediente el uso de la cuarentena. 103 F. 384 (N.D.Cal. 1900), Wong Wai v. Williamson (casos de Wong Wai v. Williamson y Jew Ho v. Williamson)

Caricatura que muestra al Dr. Kinyoun inyectado en la cabeza con la vacuna contra la peste ante el tribunal. 22 junio 1900

La negación de la peste

La peste iniciaba en California una intensa lucha de poderes. Intereses de salud pública, económicos, políticos y de derechos civiles chocarán en esta primera plaga de peste en EEUU.

Entre 1901 y 1902, el brote de peste continuó empeorando. Mientras, los políticos minimizaban la amenaza de la peste para proteger el comercio. 

En alianza con los poderosos intereses comerciales del ferrocarril de la Southern Pacific Railroad Company, que se veía privada de sus trabajadores chinos, junto a las principales agencias de periódicos y el gobernador de CaliforniaHenry Gagenegaron públicamente la existencia del brote de peste en San Francisco, temiendo que cualquier palabra sobre la presencia de la peste bubónica dañaría profundamente la economía de la ciudad y el estado.

Comienza, entonces, una campaña de difamación contra el doctor del centro federal, el Dr. Kinyoun. El rifirrafe se convierte en una especie de batalla de competencias entre gobierno federal y el estatal. Se crea una comisión científica federal con experiencia en esta plaga, a la que el gobernador Cage, en represalia, negó el uso de los laboratorios de la Universidad de California en Berkeley. Incluso, el gobernador llegó a acusar a la comisión federal y, especialmente, al Dr. Kinyoun de inocular en los cadáveres de los chinos la peste. De hecho, paradójicamente, Gage dirigió la aprobación de nuevas leyes contra lo que ahora se llamaría bioterrorismo (proyecto de ley de la Asamblea de California números 558, 559 y 560). Constituyen unas de las primeras leyes de este tipo promulgadas en el mundo. Además, se asignaron 100,000 $ a una campaña pública dirigida por Gage para negar la existencia de la peste e intentar eliminar al doctor Kinyoun de su puesto. Finalmente, el jefe del servicio federal de salud, Wyman, cede a la presión y reemplazará al Dr. Kinyoun por Dr. Rupert Blue.

Anuncios
17 de junio 1900 “DR. J. J. KINYOUN, oficial de la estación de cuarentena federal en este puerto ha dado un duro golpe a la prosperidad de California. Abusando de los poderes autocráticos de su posición y sin preocuparse por las consecuencias de su extravagante acción, ha puesto al Estado en cuarentena. Ha paralizado el tráfico, ha convertido al Estado en un objeto de miedo para la Unión, poniendo en peligro todos los intereses financieros e industriales en California y proclamado al mundo la peligrosa falsedad”

El Dr. Kinyoun se convirtió en el chivo expiatorio y el gobernador Cage perdió las elecciones en 1902. La correspondencia privada de Kinyoun revela una imagen muy diferente de su papel en estos eventos que la descrita por la mayoría de los historiadores, indicando, incluso, que antes de ir a San Francisco ya había informado a su superior, el cirujano general Wyman, que la utilización de cuarentenas agresivas podría ser inconstitucional y, en cualquier caso, no aceptada por la población. El Dr. Kinyoun fue el fundador del Laboratorio de Higiene de los Estados Unidos, el predecesor de los Institutos Nacionales de Salud de EEUU.

Caricatura del Dr. Kinyoun y su pronta expulsión de su cargo federal. Octubre de 1900

Su sucesor, el Dr.Blue realizará un enorme papel de mediación entre el gobierno federal, el estatal con el nuevo gobernador George Pardee, los poderes civiles chinos y los empresariales para discutir las condiciones de saneamiento en Chinatown consiguiendo que todos mantengan una única dirección frente a la peste. Sus esfuerzos llevaron a la creación de la Comisión de Salud Pública de California en 1903.

Las ideas del Dr. Rupert Blue eran obtener mejoras de las condiciones de salubridad de Chinatown. Medidas consistentes en la erradicación de las ratas, ya con la creciente evidencia científica que apuntaba a las ratas como portadoras de la plaga, y la creación de barreras físicas entre ellas y los humanos mediante la cementación de los pisos y paredes de los sótanos de Chinatown.

Estas campañas de saneamiento se extendieron desde 1903 hasta 1905, momento en el que San Francisco fue declarado libre de peste debido a una disminución en la tasa de mortalidad dentro del Barrio Chino y la falta de nuevos casos reportados por los funcionarios.

La plaga de San Francisco infectó a 280 personas y mató a 172, según datos oficiales.

El terremoto de San Francisco de 1906 provocó que gran parte de la zona urbana de San Francisco fuese destruida por un incendio, incluido el distrito de Chinatown. Mientras que la reconstrucción de la ciudad estaba en su apogeo, una segunda epidemia de peste azotó a San Francisco entre mayo-agosto de 1907, pero no se centró en el barrio chino. Los casos ocurrieron al azar por toda la ciudad. Los políticos y la prensa de San Francisco reaccionaron de manera muy diferente sin negar la enfermedad. Las autoridades sanitarias trabajaron rápidamente para evaluar y erradicar la peste. Se invirtieron aproximadamente unos 2 millones de dólares entre 1907 -1911 para matar tantas ratas como fuese posible controlando así uno de los vectores de la enfermedad. 

Un viaje por Market Street es una película de 13 minutos grabada con una cámara de cine en la parte delantera de un funicular en San Francisco. Fue producida por los hermanos Miles. Fue grabada cuatro días antes del devastador terremoto de San Francisco del 18 de abril de 1906

En junio de 1908, se habían identificado 160 casos más, incluidas 78 muertes, aunque con una tasa de mortalidad mucho más baja que en 1900-1904.  Todas las personas infectadas eran blancas europeas, y la ardilla de California fue identificada como otro vector de la enfermedad. 

La negación inicial de la plaga de 1900 pudo haber permitido que el patógeno se extendiera por todo Estados Unidos de América en forma de peste rural.

Estados Unidos en la actualidad informa un promedio de siete casos de peste en humanos cada año, según los datos de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades. Casi todos estos casos ocurren en el oeste de los Estados Unidos. En el verano de 2019,  informes de perros de las praderas con pulgas portadoras de la peste obligaron a cerrar partes del Refugio Nacional de Vida Silvestre Rocky Mountain Arsenal de Colorado.

Los Institutos Nacionales de Salud califican esta primera plaga de San Francisco como “uno de los capítulos más infames en la historia de la salud pública de los Estados Unidos”.

Algunos datos de la Organización Mundial de la Salud sobre la peste:
La peste es causada por Yersinia pestis, una bacteria zoonótica que suele encontrarse en pequeños mamíferos y en las pulgas que los parasitan.
Las personas infectadas por Yersenia pestis suelen presentar síntomas tras un periodo de incubación de 1 a 7 días.
Hay dos formas clínicas principales de peste: bubónica y neumónica. La peste bubónica, caracterizada por la tumefacción dolorosa de los ganglios linfáticos, denominados «bubones», es la más frecuente.
La peste se transmite entre los animales y los humanos por la picadura de pulgas infectadas, contacto directo con tejidos infectados o inhalación de gotículas respiratorias infectadas.
La peste puede ser una enfermedad muy grave para el ser humano. En ausencia de tratamiento, la peste bubónica tiene una tasa de letalidad del 30% al 60%, y la neumónica resulta invariablemente mortal.
El tratamiento con antibióticos es eficaz contra la peste, de modo que el diagnóstico y el tratamiento precoz puede salvar vidas humanas.
Entre 2010 y 2015 se notificaron 3248 casos en el mundo, 584 de ellos mortales.
En la actualidad, los tres países más endémicos son Madagascar, la República Democrática del Congo y el Perú.

Más información y fuentes:

https://www.sacbee.com/news/california/article240714036.html

https://www.nih.gov/

https://www.nature.com/articles/d41586-019-01239-x

https://www.niaid.nih.gov/about/joseph-kinyoun-indispensable-man-plague-san-francisco

https://mbio.asm.org/content/3/4/e00139-12

https://thesciencewritingblog.wordpress.com/

Libros recomendados: